Ir al contenido principal

Lo dicho. Imparable.

¿Cultivar al pueblo? Mejor que el pueblo cultive. Y si hace falta, se le compran los aperos.

Comentarios