Vocación de pecadores

Uno
Atún. De lunes a viernes, de septiembre a junio. A Paco le gustaba más el bocadillo que el recreo. De atún, por supuesto. Pero después del carnaval, Paco enterraba el pescado y pedía mortadela, a voz en grito, que la gente se entere. A mí no me dice un cura lo que tengo que comer. Mordisqueaba un poco el pan y luego lo tiraba en la papelera. Y así hasta Pascua. Estúpido. Con lo rica que está la mortadela.
Dos
Pedro es del Ujpest Dozsa. Húngaros. Y todos los lunes llega exaltado a la oficina. Al entrenador hay que echarlo. ¡Fuera! ¡Inútil!. Creo que jamás se ha enterado de un resultado. El Ujpest Dozsa FC. Ya ni siquiera se llama así, pero ¿a quién le importa? A Pedro no, desde luego. Pero disfruta protestando.
Tres
Juan es el apóstata número 754. Bueno, en realidad el 754 es Carmen. Es los dos. Son uno. El nunca se consideró católico. Pero ella es más apóstata que nadie.

Comentarios