Ir al contenido principal

Albañiles

El niño Pérez le dio una patada al mecano cuando se hizo Carod. Pero sigue inventando construcciones. Ahora usa palabras en vez de ladrillos mientras levanta una torre donde refugiarse del baturro con tricornio que persigue sus pesadillas. Y Rodríguez le deja, con la condición de presidir la inauguración el día que terminen de construir Babel.

Comentarios