Euforia

Hércules rompe la piñata y los leones le cantan cumpleaños feliz. Luego sopla las velas y cierra los ojos soñando un deseo. Que no se acabe nunca la tarta.

Comentarios